Tabaquismo y embarazo.

Dejar de fumar es beneficioso para la salud y lo es aún más estando embarazada.

Es el factor de riesgo prevenible, más importante para que aparezcan complicaciones tanto para la madre como para el futuro bebé.

Se relaciona con el riesgo de aborto, muerte fetal in útero y parto prematuro. Además desprendimiento de placenta, y un aumento en el índice de cesáreas, por compromiso fetal durante el parto.

Además el desarrollo neurológico, se puede ver afectado, asociándose la exposición is útero al tabaco con trastornos del lenguaje, déficit de atención, dificultades de aprendizaje y trastornos del espectro autista. Algunos autores lo han relacionado con trastornos de ansiedad y depresión.

No existe forma segura de fumar embarazada, la recomendación es no fumar en lo absoluto, los tratamientos para dejar de fumar, son menos nocivos para el feto que los casi cien productos teratógenos y tóxicos que se encuentran en el humo del tabaco.

Renuncia

Renunciar al control, es liberalizante, una vez que te das cuenta, que en realidad es muy poco lo que es factible de controlar, muchas situaciones, son generadas por sucesos tan complejos, que dependen del azar, o del caos si te quieres poner cuántico, la posibilidad de que un acto nuestro pueda causar un efecto mensurable real en el panorama total es ínfima, a pesar del esfuerzo implicado.
Si bien mucho de lo que nos rodea, depende de decisiones que hemos tomado, y con frecuencia mientras nos trazamos una meta somos felices, en el camino en tránsito. Con frecuencia la supuesta solución, se diluye interior y exteriormente y si no estamos atentos nos quedamos con los mismos miedos y temores iniciales, esta vez mas desnudos al quitarles el barniz de distractores que les cubría en forma de metas.
Paradójicamente la satisfacción del objetivo logrado, es efímera y como sucede con los objetivos materiales, debemos plantearnos nuevos retos para seguir en esta ilusión, que nos vamos forjando.
Si somos reflexivos terminamos dándonos cuenta de que en realidad el camino es interior, pero esto no lo sabremos hasta haber agotado la búsqueda exterior y tal vez esa sea la razón de nuestra efímera existencia.

Revisiones ginecológicas ¿Cuándo hacerlas?

El Colegio Americanos de Obstetras y Ginecólogos (ACOG) publicó en la revista de mayo del 2009, las recomendaciones de evaluaciones ginecológicas periódicas, en pacientes sanas, recomendaciones que ya están disponibles en la web.

2013-09-14 12.20.12ACOG ha decidido establecer estas recomendaciones debido a la presencia de confusión en relación a las revisiones luego de la disponibilidad de la vacuna contra el virus papiloma humano (HPV).

Las recomendaciones de cuando iniciar las revisiones ginecológicas y la periodicidad de las mismas y cuando dejar de hacerlas se basan esencialmente en la edad.

Mujeres menores de 21 años:: si no son sexualmente activas, no requieren de la realización de examen pélvico de rutina, citología cervical ni pruebas para enfermedades de transmisión sexual. Si han tenido actividad sexual, se sugiere la toma de citología a los 3 años de haber iniciado la actividad sexual, y luego anualmente. La exploración pélvica de rutina sólo se recomienda si está indicada de acuerdo con la historia clínica de la paciente.

Mujeres de 21 a 29 Años, El ACOG recomienda una examen pélvico anual junto con una citología cervical. Las mujeres sexualmente activas de 25 años o menos deberían ser evaluadas para clamidia y las adolescentes sexualmente activas deberían ser evaluadas para gonorrea. Este screening puede ser realizado en una muestra de orina sin necesidad de colocación de especulo.
El ACOG además sugiere que todas las adolescentes y mujeres de 19 a 64 años sexualmente activas, sean evaluadas para descartar infección por HIV.

Nota de edición:  Estas recomendaciones se hacen teniendo en cuenta la población de USA, por lo que puede que el aparte de evaluación de enfermedades de transmisión sexual, no sean aplicables en iguales condiciones a otras poblaciones del resto del planeta.

Mujeres de 30 to 64 años, se recomienda examen pélvico anual, además de citologia cervical. no obstante, luego de 3 evaluaciones normales, las evaluaciones pueden hacer cada 2 ó 3 años, si la paciente no tiene historia de CIN 2 ó 3, si no está inmunocomprometida, no es HIV positiva, no estuvo expuesta al dietil estil bestrol (DES) in útero.

Para mujeres de más de 65 años, El ACOG recomienda un examen pélvico anual , no obstante la citología puede dejarse de realizar si la mujer tiene 3 ó más citologías normales seguidas, ausencia de pruebas alteradas en 10 años, ausencia de historia de cáncer de cuello, ausencia de exposición al DES in útero es HIV negativa, es inmunocompetente y no tiene factores de riesgo para enfermedades de transmisión sexual. La necesidad de un nuevo examen debe ser establecida en cada evaluación anual.

El examen pélvico, no es una parte rutinaria del examen de evaluación anual en niñas de 13 a 18 años, a menos que esté indicado por motivos médicos. Debe realizarse cuando se espera suministre información en relación a amenorea, sangrado anormal, vaginitis, dolor pélvico masa pélvica o sospecha de una enfermedad de transmisión sexual (ETS).

Es razonable además suspender la evaluación con especulo y examen pélvico bimanual en mujeres asintomáticas a las que se les ha realizado una histerectomía total con ooforectomía bilateral, por indicaciones benignas. Aunque se recomienda el examen anual de los genitales externos.

Además es razonable suspender el examen pélvico cuando la edad de la mujer o otros factores de su salud, alcancen un punto donde  se decidiría no tratar condiciones que puedan ser detectadas durante la exploración rutinaria. Decisión que debe ser discutida entre el paciente y su médico.

Obstet Gynecol. 2009;113:1190–1193.

Información adicional en Ginecología:  haga click aqui

Las brujas

“En la edad media podría decirse que el papel desempeñado por las mujeres era encomiable y científicamente importante. Al parecer la figura de la curandera se transformó de alguna manera en la de bruja, probablemente este paso fue fruto del esfuerzo premeditado de algunos hombres. Todo comenzó con la publicación de un libro por dos dominicos alemanes, “El martillo de las brujas”, en el que describían una secta universal de mujeres, coincidiendo con la difusión de la imprenta de Gütemberg, lo que permitió que éste y otros libros de brujas se hicieran accesibles al pueblo de toda Europa.
Creando una corriente de opinión desde el pueblo hacia sus gobernantes, solicitando que se hiciera una represión sistemática de estas mujeres diferentes.
Fué una época desgraciada de la historia de la humanidad, la productividad agraria se vió afectada por un cambio climático, bajando la producción en las cosechas de cereal, con el resultado de hambrunas. En el marco de la contrarreforma religiosa, se implantó un modelo de sociedad homogéneo, donde el que era diferente pasó a ser considerado una amenaza.
La imagen que había creado el ideario colectivo, de mujeres que adoraban al diablo y amenazaban al cristianismo, dio lugar a una persecución sangrienta, las mujeres acusadas de brujería eran torturadas hasta que confesaran y delataran a otras, luego eran colgadas en la horca. Mujeres cuyo único delito tal vez, fue ser diferentes.
Lo que en su tiempo contribuyó a recrear el mito de una mujer malvada frente al hombre sabio y bueno…”

Tomado de Eduardo Punset “Por que somos como somos”. Editorial Aguilar ISBN 978-84-0309922-7

Gripe porcina…


Se trata de una enfermedad respiratoria propia de cerdos causada por virus Influenza tipo A. Normalmente se transmite de cerdo a cerdo, menos frecuentemente de cerdos a personas y menos frecuentemente de personas a personas.
A finales de marzo y principios de abril fueron reportados los primeros casos de gripe porcina en California y cerca de San Antonio Texas, así como en México, y el resto del mundo.
Se ha podido determinar que esta cepa del virus (H1N1) es contagioso y se disemina de humano a a humano, aunque a la fecha no se ha podido determinar que tan contagioso es entre humanos.
La transmisión cuando ocurre, se realiza por contacto directo, o mediante las gotas que se desprenden de las mucosas al estornudar.
Los síntomas son similares a los de cualquier cuadro gripal.
Las medidas para prevenir la infección incluyen lavado de manos, Tratar de mantener un buen estado de salud, dormir suficiente, ser activo físicamente, controlar el estrés, ingerir suficientes líquidos, y alimentarse adecuadamente, evitar contacto cercano con personas con la enfermedad.
En caso de tener síntomas, se recomienda cubrir la nariz y la boca con una toalla desechable al toser o estornudar, y desechar la toalla luego de utilizarla, lavarse las manos frecuentemente con jabón y agua, principalmente luego de toser y estornudar, evitar tocarse los ojos, nariz o boca, evitar contacto con personas que estén enfermas, quedarse en casa y evitar contacto con otras personas.
El tratamiento recomendado es el Oseltamivir (Tamiflu) o el zanamivir (Revenza), que actúan mejor cuanto antes se inicie el tratamiento (dentro de los 2 primeros días de síntomas).
Recordar siempre que el mejor asesor en las dudas de salud es un profesional disponible.
Tomado del website del CDC de Atlanta

Píldora del día después: Ausencia de efectos teratogénicos

postinor

En un estudio reciente:

Pregnancy outcome after levonorgestrel-only emergency contraception failure: a prospective cohort study; Zhang L, Chen J, Wang Y, Ren F, Yu W, Cheng L; Human Reproduction (Mar 2009),

Unos investigadores establecieron la ausencia de efectos secundarios asociados a la anticoncepción de emergencia (La píldora postcoital), en el caso de fallo de la misma, sobre el producto de la gestación. Es decir que en caso de que ocurra un embarazo a pesar de haber tomado la píldora, éste no presenta mas problemas que los que puede tener un embarazo normal.
La tasa de fallos de la píldora, es sumamente baja, los autores de éste estudio, no establecen consideraciones en relación a la causa de los fallos. Pero suele estar en relación con el tiempo transcurrido desde la relación sexual sin protección y la toma de la píldora (ha de ser menor de 72 horas) y aún dentro de éstas 72 horas los fallos son menores mientras mas cerca de la hora del coito se tome la píldora.
De allí la recomendación de algunos autores de tener la píldora a mano cuando se utilice el preservativo como método de anticoncepción.
Otra razón para el fallo son la presencia de nauseas o vómitos o cuadro diarreico mientras se toma la píldora, o el uso simultáneo de tratamientos con algunos antibióticos o antiepilépticos.

Información adicional en ginecologia   haga click  aquí

Turnos nocturnos y riesgo de cáncer…

dsc_0508
Recientemente el gobierno Danés otorgó una compensación a 37 mujeres que hicieron turnos nocturnos, al menos una noche a la semana por al menos 20 años, y desarrollaron posteriormente cáncer de mama, sin otro factor de riesgo identificable, por considerar que se trata de un riesgo laboral.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) hace poco calificó el trabajo nocturno como un posible factor carcinógeno, ubicándolo en el mismo nivel que la radiación ultravioleta, el plomo, los pesticidas, el DDT y los residuos de combustión de maquinaria.
La explicación podría estar en la disrupción del ciclo circadiano normal que podría alterar la producción de melatonina hormona con un posible efecto protector en algunos tipos de cáncer.
Algunos oncólogos dudan de ésta relación estableciendo que el hallazgo podría estar relacionado con otras causas de cáncer aún no evaluadas por completo, por ejemplo un déficit de vitamina D.
Otros autores establecen que la relación epidemiológica es indudable, y que existe asociación innegable entre trabajo nocturno y cáncer de mama, próstata, uterino, problemas gástricos y cáncer colorectal.
La discusión continúa y al parecer existen tantos factores que pueden estar implicados, que la relación epidemiológica podría deberse a otros hábitos que pueden ser igualmente nocivos, como la falta de actividad física o la toma de tabaco o alcohol.
Otro problema de los estudios epidemiológicos es que han evaluado sólo ciertos tipos de actividad laboral, más que trabajos nocturnos en general.
Por lo pronto al parecer no existe evidencia científica sólida, que soporte la relación epidemiológica hallada.
Lo que quiere decir que a pesar de la acción del gobierno Danés, tal vez haya que esperar el resultado de más estudios que ya se llevan a cabo, para tomar una postura definitiva.

Basado en información publicada en Medscape.