Archivo de la etiqueta: Radiación

Pildoras de yoduro…¿Hay que tomarlas?

Foto tomada del sitio "Todo sobre Fukushima" hacer click en la imagen para ir al sitio original

A raiz de lo acaecido  en Japón, y a aparición de  informaciones en relación  a la posible exposición a radiación,  el Dr. Richard kloos, citado por Christine Webe en Medscape endocrinology, establece los criterios actuales para  suministrar yoduros en los casos de una emergencia nuclear,  a continuación un resumen en castellano del artículo:

El primer punto es que no es necesario  la sumplementación de yoduro de potasio (KI), hasta que una fuente creíble,  establezca la necesidad de ello.

Las píldoras de KI son  generalmente seguras,  sin embargo existe el riesgo de que un uso  prolongado  produzca una supresión de  la función tiroidea, o que personas susceptibles a tener exceso de su función hagan una crisis de hiperteroidismo, al tomar  el suplemento. Además que  su  uso en grandes poblaciones   se ha asociado a síntomas digestivos generalmente controlables. Y siempre hay que tener en consideración la posibilidad de las alergias al medicamento.

El KI demostró en el desastre de Chornobyl (Antes conocida como Chernobyl) , que   es eficaz  en prevenir el cáncer de tiroides asociado a la exposición a radiación.

La sugerencia del experto es que  las personas  que vivan  a  60 km de  una planta  nuclear deberían tener en sus  casas suplementación de KI, para el caso de necesidad y que debe ser utilizado como parte del plan de evacuación antes de que ocurra el desastre, aduciendo dificultades previsibles,  para hacer llegar  el medicamento  a los afectados durante el proceso  de evacuación. Teniendo en cuenta las dificultades que el pánico y la salida masiva  imponen a  los servicios sanitarios para  acceder a la población expuesta.

Aduce el experto que no hay razón para  salir corriendo a comprar  las píldoras  en un momento en que podrían estar sobre preciadas,  por el pánico que produjo el accidente nuclear de Fukushima, en zonas no expuestas a riesgo.

Recomendaciones en caso de accidente nuclear…

Foto tmada de "Diario Consensos" hacer click en la imagen para ir al sitio del original

Como muchos,  particularmente pienso  que la mejor manera de  evitar la contaminación nuclear es  limitar el uso de ésta peligrosa fuente de energía,  mientras no se desarrolle  una tecnología que garantice su uso con riesgos mínimos.

Sin embargo la Organización Mundial de la Salud (Sí,  la misma de la gripe A) actualiza unas recomendaciones  en lo que  parece un ataque de  cordura, por demás obvia,  de todas maneras   por si le es útil a alguien y como tema de conversación actual, ahí se las dejo, queridos lectores…

Tomado de:  Medscape Oncology

From Reuters Health Information

WHO Issues Guidelines on Radiation Exposure

3 stars

GENEVA (Reuters) Mar 17 –

En vista de  la crisis nuclear japonesa,  la OMS,  apunta  recomendaciones  para  minimizar la exposición  a la radiación, principalmente   para  evitar  el desarrollo de cáncer  en niños y adultos jóvenes.

a continuación la lista de recomendaciones:

– Los principales  radio núcleos  que se  liberan en  un accidente nuclear, son el cesio radiactivo y el Yoduro radioactivo.  Las personas pueden   estar expuestas  directamente a estos  elementos  que se encuentran suspendidos en el aire o en  la comida  o bebidas  contaminadas por éstos materiales.

– El yodo radiactivo se  concentra en el tiroides y aumenta el  riesgo de desarrollo de   cáncer tiroideo,  este riesgo disminuye  si  se ingieren píldoras  de  yoduro potásico que satura las  reservas del tiroides, impidiendo que se concentre el yodo radioactivo. Si se suministra  antes de la exposición,  se reduce la posibilidad de desarrollo de cáncer tiroideo a largo plazo.

– Si la dosis de radiación excede ciertos niveles,  se  produce irritación en la piel, pérdidas del cabello, quemaduras por radiación, y el síndrome de radiación aguda. Los trabajadores  y el personal de rescate  son los que están mas expuestos a radiación.

– Aparte de lo ya mencionado, la exposición a radiación aumenta el riesgo de cáncer en otros tejidos,  el riesgo de leucemia  aumenta a unos pocos años de la  exposición, mientras que  el riesgo de desarrollo de otros cánceres aumenta  décadas después de la exposición.

– El riesgo de  cáncer de tiroides  es mayor en niños y adultos jóvenes.

– Si es posible,  debe restringirse el consumo de vegetales y productos perecederos, procedentes  de  lugares  cercanos  al  accidente.

– Las personas  expuestas a radiación se deben desvestir antes de entrar a su domicilio, para evitar  contaminación adicional de  su  vivienda. Se debe colocar la ropa y zapatos en bolsas plásticas,  que deben sellarse y colocarse en lugares segures,  lejos de las áreas de vivienda, de los niños y de las mascotas.

–  Se recomienda  realizar una ducha con  agua tibia y jabón suave.  Notificar a las autoridades que se tiene ropa  que puede estar contaminada,  para que sea  manejada convenientemente.

– Si le recomiendan  mantenerse dentro de casa,  debe  buscar  una habitación sin ventanas o  puertas,  los  sistemas de ventilación deben ser apagados. (¿Y cómo se respira?)

– Las  superficies de frutas  y vegetales,  o comida de animales, puede estar contaminada,  por deposito de material radiactivo en el aire o  desplazado por el agua de lluvia.

– Con el tiempo la radiación  puede abrirse paso hacia los alimentos a través del suelo hacia las cosechas  o por ingesta o exposición de los animales,   hacia ríos, lagos, llegando  a  los peces y hasta los mares contaminando sus productos.

– La  radiactividad no afecta la comida  empacada,  mientras los empaques estén indemnes.

– En las etapas  tempranas de la emergencia las cosechas y los alimentos de animales pueden protegerse con plástico.

–  Colocar los animales   en graneros o  espacios cerrados cuando sea posible y alimentarlos  allí.

– Todas lo cosechado, debe ser guardado  bajo techo.

– Evite el consumo  de leche local o vegetales,  evite  ingerir animales de  cacería y  evite  pescar y recolectar hongos u otras frutas silvestres.

Seguro que cualquier desastre de éste tipo implica  una capacidad de organización  y de logística, que sólo se puede acometer en el primer mundo,  así  que se justifica el terror que  causa  la idea de que algunos países sin organización mínima pretendan acceder a ésta compleja fuente de energía.