Archivo de la etiqueta: planeta

Hay cosas que no se pueden ni deben callar…

Se que me salgo un poco de la línea que me he propuesto en el blog,  pero como dice el título…

Lamento 8: (Jesús Zurita Peralta )

Desarraigo, deshacer el nudo y sacar la estaca
Cambiar de huso o meridiano
Perder colores y ganar espacios
Huir hacia adelante, borrar obstáculos
-palabras raras-
Seguir rotando
Seguir el giro en otra parte
Alrededor del mismo gigante
Significado en cada movimiento
La misma luz, el mismo sol,
Más (menos) frías, menos (más) cálidas
Caricias geométricas de coordenadas y cardinales
-mapas y oportunidades-
Cambios en paz, en calma,
– play / pausa –
Arraigos? es soltarse un instante, única nave
Donde aún flota, donde aún anda…
POA, 9 de Junio de 2014.

Reflexión:
“…Sobre desarraigos tengo que estar en desacuerdo con Neruda, todo un atrevimiento….debo confesar que aún no he vivido, no pienso que el hombre deba vivir en “su propio país”, como él decía, con ese posesivo que es innecesario, arrogante y desusado…nada es mío en realidad. El hombre ya debe vivir donde sea libre y su patria debe llamarse libertad. Qué cosa son las fronteras, el gentilicio y el nacionalismo? Limitantes, deseos de diferenciación, separatismo, y como dice un buen amigo, si la apendicitis es una inflamación del apéndice, el nacionalismo es una inflamación de la nacionalidad, esa cosa natural que nos fue dada por circunstancia en un mundo que cada vez exige más sensatez y menos radicalismo, más unión e integración y menos segregación, mas autenticidad y menos limitantes, honrando y sin denigrar de nada.
Tiene sentido el arraigo en un mundo global? Hay que reclamarlo cuando el mismo se pierde voluntariamente, en paz y sin traumas? No es diferente que te quiten el arraigo a cederlo o entregarlo, en la transición sensata de las canas y la calma de un mundo más amplio.
La patria, como decía Esteban Echeverría (1805 Argentina, 1851 Uruguay), se pierde en la esclavitud o el sometimiento al poder absoluto. La patria no se vincula a la tierra natal (arraigo), sino al libre ejercicio de los derechos ciudadanos (concepto amplio), se tiene una sola patria cuando se ejerce ciudadanía en cualquier parte.
Ya sé que no deseo otro planeta, ya eso es bastante arraigo, suficiente para estar y quedarme. Termino preocupado por el hombre (y la mujer) más allá del significado de mi tierra. Termino queriendo un bien común en cualquier latitud, y apreciándolo, que defendiendo un rincón o un espacio geográfico o cuidando las raíces de un algo inexacto…confieso que arrastro los pies, pero no tanto, como, duermo y ando, mis pasos son circunstancias que se desgastan. Me desacostumbré a ti sin ser ajeno, sabiendo donde están los huesos de mis padres, donde andan mis genes enterrados y a donde vuelan mis ganas cuando se escapan.

Jesús Zurita Peralta.

20140610-064715-24435364.jpg

¿Y yo que puedo hacer?

Una mañana fría y ventosa de un noviembre que había tardado en entrar con días

Boat Bangladesh
Boat Bangladesh (Photo credit: Wikipedia)

soleados entre  días neblinosos y luego 3 días seguidos de lluvia y viento que alertó  los programas de alerta se protección civil.

Llamé un taxi pues no puedo conducir con todo lo que tomo para domar a un tigre que va viajando conmigo  desde hace años y que ahora se ha despertado con toda su fuerza.

Pero ésa es otra historia, el taxista llegó puntual,  ma abre la puerta trasera, y luego de sentarme comenzamos una conversación trivial, hablando del tiempo, de allí al comentario de que la tierra tiene  fiebre, y de allí a la necesidad de cambio de la sociedad de consumo. Hasta ahí todo bien,  pero hizo una pregunta más inteligente de lo que parece: ¿Qué puedo hacer yo  para cambiar esto?. Le di las repuestas usuales,  reciclar, consumir menos plástico,  no usar bolsas, elegir productos que no exploten a sus trabajadores o que no dañen el ambiente, y todo lo demás que no voy a repetir aquí.

Pero, a pesar de que la respuesta satisfizo al taxista a mi me dejó con un mal sabor de boca,  puesto que me quedó la certeza de que como individualidades por mucho que sumemos, no  cambiaremos mucho las cosas,   son los gobiernos los que tienen que actuar,  todo ello cuando me llega la noticia, de que  133 países se marcharon del foro de la ONU por que no llegaron a un acuerdo de indemnización  por los daños  que ocasionan sus políticas de consumo sobre el planeta y el  calentamiento global.

O sea que vamos de chulos, nos cargamos los recursos del tercer mundo,  generamos un gasto colosal de CO2  que está produciendo cambios que no son más que intentos de un organismo vivo que es el planeta tierra de compensarlo,  de paso  causa tragedias humanas, y  nos negamos ni siquiera a condonar un céntimo de la deuda, o pagar algo por los daños ocasionados por siglos de barbarie.

Hay mucho que podemos hacer de manera individual para mejorar ésta situación pero en verdad, son los gobiernos los que deben tomar acción,  de allí que los ciudadanos debemos tomar  conciencia y aumentar la capacidad política de los partidos ambientalistas.

Además el sistema ha de cambiar añadiendo bienestar a la ecuación económica,  como consumidores debemos preguntar siempre si el producto tiene origen en una empresa justa, que  no dañe el ambiente y que trate de manera adecuada  a sus empleados, que no los tenga trabajando en Bangladesh sobre explotados en un local que se les puede caer encima  y matarles.

És el poder de los microsistemas  en la medida que tengamos una cultura ecologista y de justicia social generaremos bienestar colectivo. O al menos eso pienso.

Enhanced by Zemanta

Una entrada desde el espacio

Para reflexionar,  algo que cuidar,  pues  es nuestro único hogar,  si lo destruimos, no tendremos a donde ir..

HOME el Vídeo

home el vídeo
19 de mayo de 2009

Estamos viviendo un periodo crucial. Los científicos nos dicen que solo tenemos 10 años para cambiar nuestros modos de vida, evitar de agotar los recursos naturales y impedir una evolución catastrófica del clima de la Tierra.
Cada uno de nosotros debe participar en el esfuerzo colectivo, y es para sensibilizar al mayor número de personas que realizé la película HOME.
Para que esta película sea difundida lo más ampliamente posible, tenía que ser gratuita. Un mecenas, el grupo PPR, permitió que lo sea. Europacorp que lo distribuye, se comprometió en no tener ningún beneficio porque HOME no tiene ningún interés comercial.
Me gustaría que esta película se convierta en vuestra pelicula. Compártelo. Y actúa.
Yann Arthus-Bertrand
Presione aquí para ver el vídeo completo en You Tube