Archivo de la etiqueta: pérdida precoz del embarazo

Pérdida precoz del embarazo

sin-titulo

Lá pérdida del embarazo durante el primer trimestre, lamentablemente,  constituye un fenómeno reproductivo frecuente, puede ocurrir al menos en uno de cada cinco embarazos espontáneos,  tal vez  ocurra con más frecuencia ya que se piensa que algunos  embarazos muy precoces nunca son detectados y son interpretados como reglas que bajaron un poco más fuerte de lo usual, luego de algo de retraso.

La causa más común de éste fenómeno son las  alteraciones genéticas, que ocurren al azar,  en el producto de la gestación,  en parejas por demás normales, se trata de un proceso complejo, el desarrollo de una nueva vida,  imaginaros un código sumamente complejo que ha de ser procesado en varias dimensiones a la vez, mientras se  multiplican sus copias, que cuenta con sistemas  de control que detienen el proceso al detectar errores, como la falta de letras o  de instrucciones del código.

Repito, que estas alteraciones suelen ocurrir al azar, o sea que en general, no se suelen deber a algo que se haya hecho o dejado de hacer,  son cambios intrínsecos de ése embrión,  de su código genético,  que no dependen de factores externos, como un disgusto,  o un esfuerzo físico.  Generalmente  éstos factores externos suelen ser desencadenantes en gestaciones que ya  venian con algún problema.

Esto limita la capacidad de acción,  a veces cuando se hace una ecografia en el inicio del embarazo,  no se puede establecer  si el embarazo  crecerá y seguirá adelante,  hasta que no se vé un embrión bien conformado, que no suele ocurrir antes de las  9 semanas.

Usando una metáfora, es como observar una semillita plantada, generalmente, se puede establecer si está bien ubicada,  pero no se sabe si crecerá o no,  la única forma de saberlo, es esperando un tiempo a que crezca.

Al contrario de lo que se  suele pensar, la pérdida de precoz del embarazo no indica esterilidad,  sugiere una buena fertilidad en la pareja y es bueno saber que  la probabilidad de un embarazo  normal posterior es superior a un 80 % (Un poco ver el vaso medio lleno o medio vacío, en relaciòn a  la incidencia calculada de  1 de cada 5 embarazos).

Existen patologias,  inmunológicas, genéticas, hematológicas,  infecciosas, uterinas,  que pueden condicionar la pérdida precoz del embarazo,  pero usualmente se pueden orientar por interrogatorio,  o con pruebas especiales. Estas patologias son  poco comunes  y dada su frecuencia,  no se recomienda su estudio rutinario en todas las parejas,  ya que, repetimos,  la mayoría de las veces la causa principal és el azar, en parejas sanas y normales.

Imagen tomada de Megalinda

Imagen principal tomada de Imagui

Niveles de TSH y Pérdida del embarazo

Hacer click en la imagan para ir al sitio de origen

Recientemente en Medscape surge publicada una interesante revisión e relación a un tema que frecuentemente se deja de lado puesto que solemos pensar que lo sabemos todo sobre él,  que es la función tiroidea.

Con frecuencia nos suenan los hallazgos y solemos decir «esto no es nuevo, siempre se ha dicho…» sin embargo, no deja de ser interesante,  la tendencia  que marca la revisión indicada,  os hago un resumen en castellano, el que quiera revisar el post original, recuerde que el sitio requiere registrarse.

«El hipo y el hipertiroidismo siempre se han asociado con  aumento de la pérdida de embarazo. Es necesaria una función tiroidea normal para lograr un embarazo exitoso. Los niveles de TSH entre 0,45 y 4,5 mUI/l se consideran compatibles con una función tiroidea normal. Sin embargo, diversos estudios demuestran que los niveles normales de TSH en una embarazada tal vez  estén por debajo del rango considerado normal para las no embarazadas, ya que la tasa de pérdida de embarazos precoces aumenta si los niveles de TSH se encuentran por encima de 2,5. Así mismo la presencia de anticuerpos antitiroideos es un factor de riesgo independiente para aumentar la tasa de pérdidas  precoces.

Existen trabajos que sugieren  disminución de la tasa de pérdida precoces de embarazo, en ambos grupos mencionados anteriormente si se administra terapia de reemplazo con levotiroxina.

Probablemente las mujeres  que tengan pérdida repetida del embarazo y no se evidencia una causa diferente, deban recibir terapia de reemplazo con levotiroxina si sus niveles de TSH están por encima de 2,5 y/o  tengan anticuerpos antitiroideos positivos.
Hacen falta estudios adicionales para establecer evidencia que oriente en el manejo de estos casos. »

Información adicional en ginecología, haga click aquí

Enhanced by Zemanta