Archivo de la etiqueta: futuro

Guarimbas…

Que  difícil es  saber lo que eres,  la esencia del ser,  su insoportable levedad  como  diría Kundera,  las herramientas para  conocerlo son internas introspección,  a las que se llega luego de mucho tropezar, sólo si se tiene la capacidad de análisis para descubrir que lo que  buscas no está fuera, está dentro muy profundo en tu ser, más allá de tus miedos y de un exterior de luces y bambalinas, que sólo encandilan por momentos,  entonces se fluye con la humanidad.

Humanidad que pasa por momentos difíciles en un marco de decadencia de la sociedad de consumo, donde nuestros gobiernos,  algunos los  de una hegemonía tal  que se encuentran en el interior del imperio galáctico de Asimov, que no se da cuenta que la decadencia de su imperio comenzó hace siglos, en su periferia y siguen aplicando políticas económicas que le llevaron a la debacle.

No pueden ser casuales tantas crisis en todos los continentes al unísono, ¿Qué pasa con los liderazgos?

Gastados, destinados a desaparecer en una sociedad pacífica horizontal que se gesta en las guarimbas de mi tierra,  donde cada quien es un líder y cada quien es parte de una red pacífica, democrática, donde el ingeniero esta al lado del obrero, el gerente al lado de sus secretarios y el médico al lado del personal de limpieza, todos como la caricatura de Mafalda mafanexa, preguntándose y generando respuestas  para echar este mundo  hacia adelante, éste es  el mundo que sueño para las generaciones  futuras.

Ya la decadencia del poder como lo conocemos, la comienzan  a ver los  analistas de derechas como Moisés Naim,  formado en las más modernas  teorías económicas  de libre mercado, que no tuvieron buenos resultados,  al igual que el comunismo  de Marx  y Engels, chocaron contra la naturaleza humana, y terminaron haciendo más ricos a un grupo y mas pobres al resto.

Conciencia…

La gente se acostumbra a todo hasta a vivir con miedo. Y no es díficil dados los tiempos que corren, venimos de una sociedad que se esforzaba en dar seguridad,  y de repente descubrimos que nada es seguro.

Una sensación de inestabilidad que desemboca en miedo,  que mueve a buscar más control,  con consecuencia de frustración y malestar, que se irradia a nuestro entorno.

Si eres reflexivo, evitas caer en un espiral de miedo, frustración,  malestar,  que puede tener consecuencias nefastas en tu entorno y en tu vida personal.

No es casual la escalada de agresividad que sentimos,  en unas sociedades más que en otras,  es el resultado de aquello que se llamó capitalismo desperzonalizador.  Esto es  que sólo importa el capital y lo demás ya vendrá después.

Si bien es cierto  que la holgura económica es importante para lograr el bienestar,  con más frecuencia de lo que quisieramos  como  le sucedía  a el Sr. Scrooge de la historia de Dickens,  se convierte en fuente de  infelicidad.

Y es que ningún extremo  es bueno, de allí que sea importante la moderación, tan preconizada  por las filosofias orientales, que son expertas en eso de hacer sentir  bien a la gente en la miseria, que ella misma genera.

El camino del medio,  el problema está cuando el péndulo está muy ido hacia un extremo, entonces el medio quedará  por sobre la  frontera de la  mesura y es un error frecuente. Siento que ahora el péndulo está tan ido hacia el lado oscuro,  que cualquier camino que busque un intermedio entre dos argumentos,  queda sobre el lado oscuro.

Seguir leyendo Conciencia…

Futuro cierto…

Pasa el tiempo inexorable, y en medio de tantas malas noticias, consumimos el planeta, la ausencia de líderes, nuestra propia incapacidad para tomar decisiones, la vida a veces  nos hace, una señal de  stop, y es como si el tiempo se detuviese, invitándonos a  reflexionar  y nuestros pensamientos se desplazan  hacia el futuro incierto.

Deudas que pagar, hipoteca sin consolidar,  incertidumbre económica, seguridad para los que dependen o dependerán de nosotros…vana palabra esa de seguridad.

Si de algo podemos estar seguros es que no se puede estar seguro de nada.

Y esta búsqueda de certidumbre, es lo que  tal vez desarrolló las herramientas de la ciencia, responsable de todos los adelantos que  disponemos en la vida moderna,  adelantos tal vez fríos y calculadores y que nos dan la falsa sensación de seguridad, hasta que comienzan a fallar las estructuras que nuestra sociedad ha montado cuidadosamente.

Cuando éstas estructuras se enfrentan a la naturaleza humana, que paradójicamente, es  lo que hemos heredado en nuestros genes, luego de millones de años de evolución, y que es lo que las sociedades avanzadas tratan de  controlar,  mediante una organización de autoridad progresiva, cuyo cenit está en  la separación de poderes del gobierno, como máxima expresión de la organización social,  donde cada poder vigila la actividad de   los otros dos.

Sin embargo aún así, estos mecanismo sociales fallan a veces y en esta detención de nuestro acelerado ritmo de vida,  a que me referí al principio podríamos   llegar a pensar que el futuro de nuestros hijos es oscuro y  ruin.

Hasta que logramos ver su potencialidad,  en una actividad  grupal con niños de la edad del menor nuestro,  estuvimos en contacto con una mirada inteligente, noble y ágil hacia el futuro,  al ver su interacción multicultural, no ausente de estética sobrecogedora,  y de sonrisas y sueños, nos abordó la certeza de que nuestra generación tal vez  no lo esté haciendo tan mal, y que éstos niños procedentes de familias de culturas diferentes, interactuando constructivamente en una actividad lúdica,  pero en la que ponían en practica, principios básicos  morales, éticos y científicos,  nos demostraron a los que quisimos ver, que un futuro mejor  es realmente posible, no se trataba sólo de la actividad, si no de la forma en  que la llevaron a cabo, sobre unos principios básicos éticos, que no podían venir de otro sitio que de sus respectivos hogares,  y de un handicap cultural básico común, de esfuerzo y valores, demostrando que cuando todos respetamos las normas básicas, es hasta divertido.

La verdad es que la pasamos muy bien, y la experiencia que nos quedó esperanzadora y reveladora a todos estos chicos,  nuestro agradecimiento y palabras de  encomio para que sigan por este camino que es el  que nos permite alejarnos,    de una  visión negativa del futuro.

Stephen Hawking responde…