Archivo de la etiqueta: Estudiantes

Hay cosas que no se pueden ni deben callar…

Se que me salgo un poco de la línea que me he propuesto en el blog,  pero como dice el título…

Estudiantes,Libertad

 

http://youtu.be/oufGnWJmGb4

Decimos no a la violencia !

Señor Juez (Arjona) en honor a los estudiantes !

Se mantiene la lucha estudiantil en Venezuela, no nos asombra la falta de cobertura internacional, decíamos que los cambios han de ser internos antes de externos y que lo que hacía falta para el cambio en Venezuela era alcanzar lo que los sociologos llaman una masa crítica para el cambio.
Al parecer ya está sucediendo, como decía en un escrito previo y como ya habían comentado muchos otros analistas entre ellos mi compañero de blog Jesús, se hacia necesario sacar de dentro del venezolano promedio a Chavez.
No se puede ocultar el sol con un dedo y la experiencia histórica enseña que la verdad siempre termina imponiéndose. Así pues parece ser que ya una masa crítica ha dejado de decir: “No vale, yo no creo…”(Excelentemente criticado y comentado por Orlando Urdaneta) y ha empezado a decir “Chavez estás ponchao…” y aún más, gracias a la agudeza del ahora perseguido Laureano Marquez, se ha comenzado a imaginar un País sin Esteban.
El cambio en la simbiótica es importante y desde el punto de vista psicologico implica pasar de la negación (Herramienta rudimentaria de protección psicológica) a la ira, que sucede luego de que la realidad nos alcanza y nos hace despertar, luego vendrá la culpa que es una etapa que muchos venezolanos asertivos ya han alcanzado desde hace tiempo, y de esto hay muchos análisis que terminan en que Chavez no es la causa si no la consecuencia de un desajuste social que evolucionó hacia este desastre. La culpa nos lleva a plantear soluciones y casi todos los que han analizado la situación venezolana, coinciden en que si bien Chavez es una consecuencia social, cualquier solución pasa por su salida del gobierno.
Un poco terminarnos de sacudir ese pasado que nos persigue y cuyas aguas traen estos lodos, parafraseando a Serrat.
En eso están los estudiantes, valiente defensa final de los valores que deben prevalecer en la sociedad y garantes del cambio social necesario. A ellos todo nuestro apoyo y confío en que serán la última barrera infranqueable de un régimen totalitario antes de terminar de hacer del país su feudo.
La foto resume bien el valor, la indignación y la fortaleza del débil, de un pueblo, con toda la fuerza que dá la moral y la verdad de un lado y la inmoralidad e indignidad de quien detenta las armas que es incapaz de devolver una mirada, y cobardemente se oculta tras su escudo, casco y costosos equipos de represión, del otro lado.
Es para sentirse orgulloso. Mientras esta reserva exista hay esperanzas y mientras haya esperanza podemos ser optimistas. Una última cita de Antonio Gramsi: El pesimismo se debe a la razón y el optimismo se debe a la voluntad. Y es en esta parte donde la esperanza es necesaria.
Gracias compañeros estudiantes por mantener esta llama de optimismo encendida, aún poniendo en la última línea su seguridad física. la pregunta es ¿Que haremos nosotros?
Gracias Maria Gabriela por compartir esa foto en FB.

#huelgaOEA…

Imagen tomada de @Alfredoromero
Imagen tomada de @Alfredoromero

No se nos quita de la cabeza la idea de los estudiantes venezolanos haciendo huelga de hambre en la OEA, protestando pacíficamente contra los presos políticos del régimen en general y por otro compañero en particular (Julio Rivas) , pensando que tal vez en la sede de la OEA funcione esta lucha, puesto que parece que al gobierno del país le tiene sin cuidado que unos opositores más, pongan su vida en peligro, y muy probablemente no hará nada hasta que la presión internacional se active.
Fuera del país cada vez con más frecuencia Descubro algún y alguna, jóvenes venezolanos de mirada limpia trabajando en varias actividades, y no puedo evitar pensar en el derroche, ya no de recursos materiales, si no en lo más importante, en recursos humanos, ¿Cómo puede un país darse el lujo de perder tanto recurso valioso?.
Si sumamos los que no tienen oportunidad en el país y llevan una vida de frustraciones, los que mueren o son lesionados por el hampa, los que son apresados o agredidos por pensar diferente, y los que se van del país que además con mucha frecuencia pasan por las penurias que significa emigrar, muchos jóvenes y en plena capacidad productiva, son impelidos fuera del sistema económico, por un estado ineficiente corrupto, represor y terrorista.
No soy sociólogo pero me parece que ninguna sociedad puede soportar este despilfarro de recursos humanos y materiales, por muy noble que sea un país. Tal vez sí sea cierto, pero la justificación barata, de que en Venezuela pasan cosas peores y no se hace nada, no nos reconforta en lo absoluto.
Mientras tanto los estudiantes, que deberían ser los protegidos de una sociedad, que encarnan la posibilidad de un futuro mejor y que deberían ser resguardados para tomar el relevo en las mejores condiciones posibles, asumen un liderazgo, valiente, pero que pone en evidencia las deficiencias de un estado y de una sociedad incapaz de brindarles una seguridad mínima, para que en un ambiente adecuado puedan desarrollar sus capacidades.
Si, constituyen una esperanza para muchos, tal vez la única esperanza, pero no puedo evitar pensar en lo bajo que ha caído un sistema social para que los que sirvan de carne de cañón sean los estudiantes, valientes paladines de la justicia y tal vez la última línea de reserva moral de un país.
Siempre es bueno saber que se cuenta con esta fortaleza, aún los que apoyan al gobierno deberían plantearse si están haciendo algo mal cuando el futuro imparcial se les enfrenta.
Seguramente el jefe máximo que se encuentra reunido con los sátrapas del planeta, saldrá de allí restándole importancia al problema, y diciendo que son manipulaciones del imperio y no un grupo de JÓVENES, que están protestando LEGÍTIMAMENTE, por algunas de las MUCHAS injusticias que se producen en su régimen despótico, esto exige un grado de auto crítica que estamos seguros que pocas personas de su administración tienen.
¿Qué haremos cada uno de nosotros ante este valiente ejemplo?.